El Torneo Intermedio terminó con victoria clásica para Nacional. Dos goles de Gonzalo Castro –el segundo de antología– y uno de Felipe Carballo le dieron el 3-0 a los de Álvaro Gutiérrez.

1. De muros y bombas

La primera de las intenciones de un lado y de otro fue contener al rival. Son detalles y números, nada más, que de un lado Nacional se paró 4-1-4-1 y, del otro, Peñarol 4-4-1-1. La dinámica que hizo el fútbol fue de líneas apretadas, poco espacio en zona de volantes, presiones en las bandas y, como remedio, pelotazos largos que morían en las luchas entre muchos defensores y pocos delanteros.

Cuando parecía que los tricolores sentirían el golpe anímico de perder a Gonzalo Bergessio por lesión, Chory Castro rompió lo establecido. El volante marcó el pase, rompió líneas, recibió un pase milimétrico de Matías Zunino y se la cruzó a Kevin Dawson. Un 1-0 por destello individual más que por gracia colectiva.

Fue verdad que de ahí en adelante Nacional jugó mejor, Felipe Carballo fue salida clara, el tándem zurdo entre Castro y Matías Viña empezó a incidir y que Peñarol, acorralado, defendió más de lo que atacó. Pero, así y todo, no parecía que el marcador podía cambiar. Hasta que apareció Castro nuevamente. Habrá que ver, rever y admirar la volea de antología que Chory sacó desde afuera del área y pudrió en el ángulo. Con el 2-0 y hasta que terminó el primer tiempo, Nacional apretó y Peñarol se escapó del tercero en un par de situaciones hasta que sonó la campana.

Gonzalo Castro, de Nacional, festeja el primer gol a Peñarol, ayer, en el estadio Centenario.
Gonzalo Castro, de Nacional, festeja el primer gol a Peñarol, ayer, en el estadio Centenario.

2. Control absoluto

Con o sin pelota, Nacional fue mejor. Hubo algunas explicaciones. Para defender procuró que la pelota aurinegra estuviera poco en los pies de Walter Gargano, cosa que hizo buen casi todo el partido. Además, con Rafael García sobrando delante de los zagueros, aseguró mucho juego aéreo y también segundas pelotas. Peñarol, pese al 4-3-3 con el que terminó jugando, casi no le pateó a Sergio Rocher.

En ataque Nacional fue más bien práctico. Con diferencia a favor, en el segundo tiempo prefirió esperar y jugar de contra. Si el 2-0 era grande, con el 3-0 –tiro de Guillermo Cotugno, desvío en Felipe Carballo y adentro– liquidó lo que se daba.

Buena victoria tricolor. Si bien no le dio para pasar a River Plate en el grupo A y definir el Intermedio, Nacional logró pasar a Peñarol en la Tabla Anual, algo que parecía lejísimo cuando empezó el torneo corto.

Detalles

Estadio: Centenario. Árbitros: Christian Ferreira, Carlos Barreiro y Agustín Berisso.

Nacional (3): Sergio Rochet; Guillermo Cotugno, Guzmán Corujo, Felipe Carvalho y Matías Viña; Rafael García, Gabriel Neves, Matías Zunino (46' Seba Fernández), Felipe Carballo y Gonzalo Castro (80' Pablo Barrientos); Gonzalo Bergessio (22' Thiago Vecino). Entrenador: Álvaro Gutiérrez. Suplentes: Guillermo Centurión; Álvaro Pereira, Mathías Cardacio, Brian Ocampo.

Peñarol (0): Kevin Dawson; Jesús Trindade, Fabricio Formiliano, Rodrigo Abascal y Gabriel Rojas (53' Facundo Pellistri); Giovanni González, Guzmán Pereira, Walter Gargano, Agustín Canobbio (62' Cristian Rodríguez); Gastón Rodríguez (77' Ignacio Lores) y Lucas Viatri. Entrenador: Diego López. Suplentes: Thiago Cardozo; Enzo Martínez, Marcel Novick y Fabián Estoyanoff.

Goles: 24’ Gonzalo Castro (N) con zurdazo cruzado; 35' Gonzalo Castro (N) supergol; 65' Felipe Carballo (N) de rebote.